jueves, 18 de diciembre de 2014

HUELLAS Y RASTROS DEL JABALÍ

¡Hola nuevamente!
Hoy me apetece hablar de unos de los animales cada vez más habituales: el jabalí (Sus scrofa) y sus rastros. Muchos conocemos los rastros que deja tras de sí, especialmente huellas y hozaduras (aunque hay alguna más también bastante frecuente), pero quería aclarar varias cosas que pueden llevar a confusión pues ungulados hay muchos y hozaduras también. A continuación veremos detalladamente los rastros que nos ofrece esta especie para poder identificarlos bien:

LAS HUELLAS:
Obviamente formadas por 2 pezuñas (es un ungulado), pero con una serie de características que las diferencia del resto de ungulados:
- Las dos pezuñas no están separadas longitudinalmente. Es decir, la separación entre una y otra no es todo lo larga de la huella, si no solo el principio.


Huella de jabalí (fuente: www.sierradebaza.org) y huella de ciervo (fuente: www.barbastella.org)

Como podéis ver, la separación entre las pezuñas es total en el ciervo y solo al principio en la del jabalí.
Esto mismo permite a la huella una característica más sobre el resto de huellas de ungulados y es la "cresta" de sustrato que se queda en la huella entre las dos pezuñas. Es decir:

Fuente: http://4.bp.blogspot.com/












Detalle de la cresta.


Destacar también que la huella del jabalí es bastante cuadrada, cuando en un cérvido sería rectangular:



Otro detalle de su huella es que el jabalí pisa un poco en cuña, no es una pisada plana si no algo oblicua, aunque esto a veces es difícil de apreciar.

El jabalí tiene también las "guardas", que son las pezuñas traseras. Todos los ungulados las tienen, aunque el jabalí es que el más habitualmente las marca (que no es siempre tampoco, depende del tipo de sustrato). La principal característica de estas guardas es que están por la parte de fuera de la huella, no justo detrás como sería en un ciervo.


fuente: https://encrypted-tbn1.gstatic.com                                   foto de cosecha propia

Yo creo que de cara a las huellas eso es todo. Lo resumimos: cresta de barro entre las dos pezuñas, pezuñas no separadas más que al principio, huella cuadrada, pisada en cuña, posibilidad de marcar las guardas, y si estas están marcadas por lo general es por fuera de la huella.

LAS HOZADURAS:
Sabemos que los jabalíes hozan en el suelo buscando raíces, bulbos, insectos, gusanos...dejando unos surcos fácilmente visibles. Pero no es el único animal que deja surcos: el tejón también surca e incluso alguna escarbadura de zorro puede llevarnos a confusión. ¿Cómo podemos saber si la escarbadura es de jabalí o no? Porque el jabalí desplaza la tierra por todos lados. En el caso del tejón "aparta" la tierra en una dirección. En el caso del zorro "lanza" la tierra más lejos que el tejón. Esto es porque el jabalí remueve la tierra con el morro en todas direcciones, pero tanto el zorro como el tejón al hacerlos con la mano sólo tiene una dirección.

LA BAÑERAS:
Los jabalíes se revuelcan en el barro. Lo hacen por varios motivos: regulación térmica (los jabalíes no sudan), marcas territoriales y para eliminar parásitos. Se revuelcan en el barro, los parásitos se quedan atrapados en él y cuando el barro se seca los parásitos enganchados se caen con él. Aquí unos ejemplos que tomé el otro día dando una vuelta con Benjamín Sanz, el pionero español en rastros de animales salvajes.



Las bañeras (también llamadas bañas y revolcaderos) son grandes rastros de la especie. Seguidamente de revolcarse en ellas los jabalíes se rascan contra un árbol, tal que así:



¡ Si véis un árbol con barro en su tronco ya sabéis qué es! Es más, si os acercáis incluso podéis ver pelos (cerdas) enganchados a él, lo que os permitirá observarlos detenidamente y ver su longitud y grosor.

Cuando el jabalí abandona la baña y el árbol va dejando tras de sí un rastro de barro por los matorrales con los que se roza. Si os fijáis nos permite saber en qué dirección marchó el jabalí, pues la cara del matorral por donde entró el animal estará manchado pero el lado por el que salió no.



Este es el mismo matorral. Como véis la foto de la izquiera está más manchada porque es la que tocó el animal . La foto de la derecha es la parte de atrás del mismo pero no está manchada apenas.
También nos permite saber si el jabalí tenía la bañera cerca o no dependiendo de la cantidad de barro que haya en el matorral: cuanto más cantidad de barro haya más barro tenía en el cuerpo y por tanto más mancha. Además también se puede saber si hay barro líquido o no (el barro liquido es que hace poco que ha salido de la baña, el seco es que ya hace un rato).


LOS "CHICLES":

En ocasiones los jabalíes mastican vegetales únicamente para sacarles el jugo, sin tragárselos. Vendrían a ser como los chicles de los humanos. Luego lo escupen y quedan bolas de restos vegetales masticados.

 (Fotos cedidas por José Carlos de la Fuente)


Aquí también os pongo otra foto del cráneo de un jabalí encontrado en el monte:

                                                    (Foto: José Carlos de la Fuente)

El jabalí es una especie que ha ido en crescendo durante los últimos años, suponiendo en algunos casos auténticas plagas para la agricultura debido principalmente a lo prolífico que es (4-5 jabatos y entre 1 y 2 camadas al año) y que prácticamente no tiene predadores propios (sólo el lobo en pocos sitios de la geografía española). Mencionar sobre todo el grave problema que tienen en zonas árabes como pueden ser las montañas del Atlas ya que es un animal sagrado para la cultura árabe y no está permitido cazarlo, con lo que la expansión de este animal allí está absolutamente descontrolada.

En España no es tan drástica la situación si bien es verdad que cada vez son más los campos destrozados y los accidentes de tráfico por su culpa. En Collserola (Barcelona) bajan incluso a la ciudad lo que supone también un problema sanitario si bien es cierto que mucha culpa la tiene también la gente ya que les hace gracia darles de comer, lo que a su vez hace que cada vez hayan más jabalíes que se acercan a alimentarse. Si los humanos no les dieran alimento, los jabalíes no se acercarían a la zona y no habrían estos problemas. Así pues es también un punto de concienciación y educación social. Aquí una foto que le hice a un jabalí atropellado en un paseo con mi amigo José Carlos de la Fuente dentro de un área urbana.


Un ejemplo de la densidad del jabalí en Catalunya:


Como podéis ver la densidad es muy alta y cada vez va a más y a buen ritmo, algo que van a tener que trabajar las administraciones para que no se descontrole la situación.

Bueno, creo que ya está bien por hoy. ¡Espero que os haya gustado y hayáis aprendido algo!

Un saludo y gracias por leer el blog. Si crees que la entrada merece la pena recomíendalo en tu redes sociales :)

3 comentarios:

  1. 3.000 jabalíes cazados en 1955 y más de !!!200.0000!!! en los últimos años en toda España.

    ResponderEliminar
  2. Muchas gracias por tu comentario, benjamín!
    La verdad es que asustan esas cantidades y es que el jabalí se ha reproducido en los últimos años a unas velocidades por encima de lo esperado, llegando a sobrepasar los índices de capacidad de carga de la especie..
    Alguien más se anima a hacer una aportación? :)

    ResponderEliminar
  3. En Arroyofrio Cazorla se acercan puntualmente a la hora de la cena hasta las terrazas de los bares buscando la comida que les da la gente.

    ResponderEliminar